PUEDO, PODEMOS

Graciela Ernesta Krapacher

Para: Gustavo Ernesto Demarchi
         29 de septiembre de 1979

 

Puedo saberte y sentirte.

Puedo acariciarte y descubrir el secreto.

Puedo traspasar el umbral de tu iris y cavar hondo.

Puedo aventurarme en el túnel de tu existencia

y seguir adelante aún sin luz.

 

Estoy en la mitad del periplo

y ya no puedo retornar si no es con tu hallazgo,

abrigada con tu propia piel térmica de deseo y remanso.

 

Mi pobreza se resuelve en mis propios gestos y palabras

en la mímica ridícula de un no ser dos y querer serlo

en ser continuidad del vuelo de un pájaro

en tener sed de a uno

en dormir de a uno

y sentir que la grandeza del lecho aumenta la soledad.

 

No es reproche la ausencia de tiempo.

Yo soy sólo el reproche

el reproche de amarte

y querer ser pueblo

hombre y mujer de lugares que no conozco

de sitios que te comparten más que yo

de un mundo que no puedo vivir porque sólo a vos te pertenece.

 

Me asusto de haber horadado tanto en lo que te pertenece

pero vos me dejaste.

Me regalaste un retoño reverdecido.

Me diste madrugadas

profundidad de tiempo, palabras.

 

No quiero perdurar en tu memoria,

quiero ayudarte a ser

y ser con vos ahora,  mañana.

Hasta que podamos demostrar

que el amor se puede.

 

Logo3.jpg (1650 bytes)

Artesanos - Escritores - Escultores - Fotógrafos - Pintores - Misceláneas - Parvulario - Graffiti  

Villa Sabina - Gacetilla - Libro de Visitas - Concursos y Eventos - Enlaces - Contáctenos

Ediciones Anteriores:
Artesanos - Escritores - Escultores - Fotógrafos - Pintores - Misceláneas - Parvulario

Copyright © 2000/2007 cayomecenas.com - Todos los derechos reservados.